¿Cúal es tu FILOSOFÍA DE JUBILACIÓN con respecto al DINERO?

Hay dos filosofías de jubilación diferentes que determinarán tu futuro. Depende de ti decidir qué filosofía es la mejor para ti. Ambas son respetables. No hay ninguna incorrecta. Tenemos que tener en cuenta que el ser humano es la única empresa que cierra en ganancias. Esto quiere decir, que normalmente a la mayoría de las personas, cuando mueren, dejan un patrimonio que será heredado por nuestros familiares o cobrado por el gobierno. No podemos llevarnos nuestro dinero o nuestros bienes a la tumba. Además, no sabemos cuando llegará nuestra hora. Si supiéramos el día y hora exacta de nuestra muerte, muchos optarán por no dejar ni un céntimo a su nombre y disfrutar todo el dinero ganado en vida, o por lo menos, vivir la vida de otra forma. Por cierto… ¿Si pudieras saber el día y la hora de tu muerte… querrías saberlo? Déjamelo en los comentarios. Bien, dicho esto, vamos a ver estas dos filosofías de jubilación y… si te parece, me cuentas en los comentarios cual es la tuya. Ah, dejar claro, que estarán los que tengan una filosofía… medio híbrida. En ese caso, mójate y decántate por la que más te represente 🙂 Y también recordarte que en instagram, una vez a la semana hago una ronda de preguntas y respuestas sobre finanzas, inversiones, emprendimiento…. Lo digo por si aun no me sigues. y quieres hacerlo. Ahora si.. vamos al lio!

Filosofía Yolo

La primera filosofía de jubilación es gastar todo tu dinero antes de morir. Tu ganaste tu dinero y está ahí para que lo gastes. Si pudieras llevártelo te lo llevarías, pero no es el caso, por lo que… lo gastas. Esta filosofía de jubilación se llama Yolo, un acrónimo de you only live once, o lo que es lo mismo, solo se vive una vez. Ojo, esta filosofía no está reñida con la inversión. Se puede invertir y generar grandes sumas de dinero, y disfrutarlas llegada nuestra jubilación o cuando estimes oportuno, aunque es cierto que la persona con una cultura de inversión, tiende más a optar por la segunda filosofía que vamos a ver.

Filosofía Legacy

La segunda filosofía de jubilación es dejar un legado con tu patrimonio que sobrevivirá mucho después de que te hayas ido al otro barrio. Esta filosofía no significa que tengas que darle todo tu patrimonio a tus hijos o familiares. Puedes perfectamente decidir donar de forma perpetua a organizaciones benéficas que te interesen. Hay muchas personas que creen en la reencarnación y a que por lo que hagan en esta vida, serán juzgados en la siguiente, por lo que deciden por este motivo irse haciendo de su última voluntad algo grande. Esta filosofía se llama Legacy . ¿Hasta este momento, cuál es la que se identifica más contigo? Puede ser que a lo largo del video tu visión cambie. Sigamos. ▷ ¿Cuánto dinero deberías tener ahorrado según tu edad?

Participa en que el mundo sea mejor

Hay una frase que dice… Deja cada lugar mejor de lo que lo encontraste. Hay personas que se preocupan por esta filosofía y otras que no. Están los que tiran basura en la playa, y los que la recogen aunque no sea suya. Vivir con esta forma de pensar, sin duda mejora el mundo. Quizás piensas que tu acción aislada no significa nada, pero piensa si todo el mundo fuese capaz de hacer gestos positivos por el mundo, de forma altruista. ¿No crees que cambiaría y mucho? Estuve con una chica que cada vez que iba a algún lugar en la naturaleza, se llevaba 3 cosas que encontrara por el suelo y que deberían estar en la papelera. Gestos así ayudan a que el mundo sea mejor.

Nuestro legado

Vivimos en un mundo en el que todo es con prisas. No tenemos paciencia. Queremos solucionar los problemas al instante, ganar dinero de forma rápida y sencilla, hacernos ricos de la noche a la mañana, ascender sin esfuerzos… Pensamos que todo es fácil. Nos hemos creado una fantasía en la que preferimos pequeñas gratificaciones a corto plazo a grandes gratificaciones a largo plazo. No tenemos paciencia, pero lo peor es que se nos olvida que las grandes cosas necesitan grandes esfuerzos. Los grandes legados que hay en la actualidad. Esos apellidos tan populares a los que sabemos que están asociadas grandes fortunas, O esas grandes empresas, fueron en su día en su mayoría personas como nosotros que lucharon, se dejaron la piel, y sobre todo sacrificaron las recompensas a corto plazo por confiar en el largo plazo durante distintas generaciones. La mayoría de fortunas como las de hoy se han creado generación tras generación gracias a la filosofía Legacy. Con esto quiero decir, que si en tu mente está crear un patrimonio para que tus hijos, mas o menos merecido, pero puedan tener una vida más fácil a nivel económico, lo lógico es que tengas en mente la segunda filosofía. Esto no garantiza el éxito de nuestros hijos, pero si les ofrece un colchón de seguridad, que unido a una correcta educación financiera, puede ser la clave. ▷ España: Planes de pensiones y pensiones públicas

¿Cómo es tu vida?

Normalmente, según sea tu vida, y según la cultura que tengas arraigada por tu educación y tu familia, tendrás una forma de pensar u otra. Si defiendes el ahorro y la inversión, es raro que tu filosofía sea la de no dejar ni un céntimo a los que vienen, salvo que no consideres nada mejor en lo que invertir que en tí y en tus últimos días, que como he dicho, es totalmente respetable. Pero repito, si tu cultura financiera apoya el ahorro y la inversión, normalmente tu postura ira centrada a que ese generar riqueza no solo para tí, si no que sea heredado por tus hijos. Al final los hijos forman un gran papel en esta decisión. Sin ellos, quizás no hay tanto aliciente para dejar nuestros pequeños ahorros y ahí si, puede ser que la primera opción sea la más interesante. Repito, ambas opciones son igual de respetables. ¿Cúal es la tuya? ¡Un fuerte abrazo y nos vemos en el próximo video!
Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email

Curso gratuito Creencias limitantes sobre el dinero

Un minicurso de 50 min de duración donde abordaremos los puntos más importantes sobre las creencias limitantes con respecto al dinero.